Arbitraje - Sobrecostos

Canal de Panamá recupera totalidad de adelantos que pagó a GUPC

La administración de la vía ganó un asalto en la pelea que mantiene con GUPC por sobrecostos en las obras de ampliación, completando el reembolso de $847 millones de adelantos pagados

martes, 12 de março de 2019

El Canal de Panamá recibió el pago de $186 millones que completan la devolución de adelantos por US$847 mlls. que pagó al Consorcio Grupo Unidos por el Canal (GUPC) para la ampliación de la vía acuática.

La ACP informó a través de un comunicado que el monto se suma a los intereses y parte de los gastos legales en los que la ACP tuvo que incurrir en los arbitrajes para reclamar la devolución de los adelantos iniciales y los adicionales, ya que originalmente el consorcio se rehusaba a devolverlos basándose en el reclamo por el monto mayor (más de $5,000 millones) que aún está pendiente por dirimir en la Cámara de Comercio Internacional.

La recuperación de dichos adelantos por $847 millones más intereses se inició en noviembre tras el laudo de arbitraje a favor de la vía acuática, y en base a la cual se ejecutó la fianza por $12 millones adelantados para las compuertas y $2.2 millones de intereses y costos legales.

En un comunicado previo, la entidad desglosó los costes y gastos administrativos de los miembros del tribunal en $395 mil, con un poco más de $5.4 millones en costos legales y demás gastos incurridos por la ACP.

Posteriormente, cuando se emitió el laudo del 12 de diciembre de 2018 correspondiente al arbitraje de los adelantos -también a favor del Canal de Panamá- se ejecutaron exitosamente las tres cartas de crédito emitidas por dos bancos de la localidad por la suma de $547.9 millones, que comprenden los adelantos iniciales y una carta de crédito por $13.1 millones de un banco de Inglaterra que garantizaba el pago de los intereses por ese monto.

Finalmente, con la sentencia del 18 de febrero de 2019 emitida por las cortes inglesas, el Canal de Panamá obtiene el 22 de febrero de 2019 un primer pago de los adelantos adicionales, aquellos que se dieron en las negociaciones para restablecer los trabajos de ampliación tras la paralización de las obras por 16 días en el 2014. Este monto, incluyendo intereses y costos legales, estaba asegurado por garantías corporativas inglesas y ascendió a $124 millones.

El 8 de marzo recibió el segundo y último pago por más de $186 millones, que cancelaba los saldos restantes. Aún quedan pendientes los más de $5,000 millones que reclama el consorcio, formado por la española Sacyr, la italiana Salini Impregilo, la belga Jan de Nul y la panameña Constructora Urbana.

(Publicado por La Prensa - Panamá, 12 marzo 2019)

_________

últimas calientes

suscribirse |  entre en contacto |  apoyadores |  migalhas en portugués |  migalhas international