viernes, 20 de janeiro de 2012


Trabas

Argentina: El Gobierno dice que Brasil se queja pero tiene superávit con el país

El Gobierno salió hoy al cruce de las acusaciones de Brasil y aseguró que el superávit que el país vecino tiene en el comercio bilateral "no amerita" las quejas que Brasilia ha vertido sobre las supuestas dificultades para los intercambios con Argentina.

El ministro de Industria de Brasil, Fernando Pimentel, había aseverado el miércoles que las relaciones comerciales con Argentina han sido "un problema permanente" para Brasil. "Tenemos buenas relaciones políticas, pero económicamente es difícil lidiar con ellos", aseguró el ministro brasileño.

Ante estas declaraciones, su contraparte argentina, Débora Giorgi respondió en un comunicado que "la realidad del comercio bilateral entre Argentina y Brasil no amerita los comentarios vertidos" por Pimentel.

En el comunicado del Ministerio de Industria, Giorgi recordó que Argentina representó el 19,5% del superávit comercial de Brasil en 2011 y que, en el último año, el déficit de Argentina en el comercio con su vecino fue de 5.800 millones de dólares, con un crecimiento interanual de las compras a Brasil del 23%.

"En las relaciones comerciales con Brasil, tanto bilaterales como en el ámbito del Mercosur, siempre hemos seguido las pautas normativas de los tratados regionales y las normas de la Organización Mundial de Comercio", aseguró Giorgi.

La ministra señaló que, "en dichos ámbitos, Argentina busca reequilibrar el comercio y la industrialización regional, requiriendo el acceso al mercado brasileño y pidiendo la eliminación de las múltiples barreras para-arancelarias existentes para el ingreso de los productos argentinos al país vecino".

Asimismo, "defendemos nuestra producción de la competencia desleal implícita en los incentivos a la producción, la exportación y la inversión", dijo Giorgi.

Argentina ha puesto en marcha diversos mecanismos comerciales para proteger su producción local, como la implementación de licencias no automáticas para la importación y acuerdos con sectores clave, como el automotriz, para equilibrar importaciones con exportaciones.

Hace una semana, el país dispuso la creación de un nuevo régimen para las importaciones de bienes de consumo, mediante el cual se debe informar previamente a su concreción de las compras que serán evaluadas por distintas oficinas gubernamentales.

Al ser consultado hoy en una rueda de prensa sobre las declaraciones de Pimentel, el titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos de Argentina, Ricardo Echegaray, dijo que los datos del comercio "muestran un crecimiento de las importaciones desde Brasil".

El funcionario recordó que existe una decisión del Mercosur del 2004 que habilita a sus socios a solicitar información anticipada sobre las importaciones, algo que Argentina hará desde el próximo 1 de febrero, mediante una "ventanilla única" de trámites en línea.

"La relación bilateral es buena. (...) Por ahí se están adelantando opiniones sobre lo que podría pasar de algo que es una herramienta de nueva generación", dijo Echegaray.

"Yo no veo un problema. (...). Si veo los movimientos de comercio exterior, con crecimiento de las importaciones desde nuestros vecinos, entonces creo que hay más declaraciones, más opinión, que inconvenientes", añadió.

(Publicado por El Clarín – Argentina, 20 enero 2012)
________________

últimas calientes

suscribirse |  entre en contacto |  apoyadores |  migalhas en portugués |  migalhas international